Publicidad

Noruega, Suecia y Nueva Zelanda, nuevos focos de interés

 

La corona noruega, la corona sueca y el dólar neocelandés se tornaron en el último tiempo en divisas muy atractivas para los inversores.

Estas monedas viven un período de alza que les ha hecho subir un 10% frente al dólar desde junio de 2009.

 
Los grandes especialistas en divisas de Europa están dirigiendo sus recomendaciones hacia estas divisas. Por ejemplo, Deutsche Bank, el mayor trader mundial de divisas, ha colocado las coronas sueca y noruega y el kiwi neozelandés entre sus principales recomendaciones de inversión. Goldman Sachs, por su parte, elevó este mes las perspectivas de precio de las tres monedas. Y BNP Paribas, también cree que el escenario es favorable a estas divisas.

 
El motivo de estos incrementos y perspectivas en las monedas de Noruega, Suecia y Nueva Zelanda, se encuentra en la apuesta de los inversores que estos países comenzarán a subir los tipos de interés en el corto plazo.

Los inversores poco a poco están dirigiendo su atención hacia los países que antes decidan prevenir la futura inflación.

 

 
Los economistas creen que serán Noruega, Suecia y Nueva Zelanda los siguientes países en dar un giro a su política monetaria e incrementar el precio del dinero, mucho antes que lo que puedan hacerlo la Fed estadounidense o el BCE.
El debate sobre cual será el siguiente banco en subir los tipos está muy vigente, ya que el mercado vuelve a concentrarse en el comportamiento de los elementos clásicos que afectan el mercado de divisas, como los tipos de interés.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *